Comunistas se preparan para una «guerra» en las redes

Con el fin de contrarrestar los esfuerzos de los activistas que luchan por la libertad en Cuba, los comunistas se preparan para una «guerra cultural e ideológica en las redes sociales»

UniVista TV WEB

Lo cierto es que las voces que disienten del régimen fueron silenciadas por la Seguridad del Estado, en complicidad con ETECSA, el monopolio estatal de telecomunicaciones en Cuba

Así lo denunciaron los afectados.

«Sigo sitiado y casi sin comunicación. Así estamos muchos amigos. Personas buenas y preparadas que solo quieren un país mejor. Lanzamos al mundo entero este llamado de auxilio y de solidaridad», escribió este martes el rapero Maykel Castillo «El Osorbo».

Grito de auxilio

Se trata de un grito de auxilio al que se han sumado otros artistas.

El post fue hecho desde México por su novia, la profesora Anamely Ramos, quien administra la cuenta de El Osorbo desde que este perdió el acceso a internet, reportó Radiotelevisionmarti

Otro exponente del rap cubano, Eliéxer Márquez «El Funky», hizo un llamado en Facebook a todos los cubanos para que se sumen a este grito de auxilio.

«Llevamos una semana sitiados en nuestros domicilios por la seguridad del estado Y la policía y la violencia de estos últimos días ha sido extrema y el discurso es cada vez más inamovible y peligroso», escribió.

En un caso similar, el biólogo opositor Oscar Casanella exigio una explicación a ETECSA por el repentino corte de sus servicios de telefonía celular e internet, ocurrido días atrás.

«El día 14 de abril, mi esposa y yo nos dimos cuenta de que ya no teníamos el servicio de telefonía móvil. Verificamos preguntándole a los vecinos si les pasaba lo mismo, y no, éramos nosotros los únicos, y entonces decidimos ir a reclamar a las oficinas de ETECSA», explicó el científico.

Pero la empresa no supo explicar lo sucedido, y la solución que ofreció a sus clientes fue «cambiar la línea» manteniendo el número. La sugerencia solo trajo «una solucion temporal, porque este problema es como la cuarta vez que lo sufro desde octubre del año pasado», afirmó Casanella.

Casanella, quien denunció en Facebook que este lunes volvió a estar incomunicado, dijo a la periodista Ivette Pacheco, de Radio Martí que las interrupciones ocurren a pesar de tener saldo para acceder a los servicios.

El Osorbo, El Funky y Casanella no son los únicos afectados por lo que parece ser una componenda entre la Seguridad del Estado y ETECSA para silenciar a periodistas independientes, artistas, activistas y cualquier voz que disienta del estatus quo en la isla.

En la lista de afectados se encuentran los periodistas Luz Escobar, de 14ymedio; Esteban Rodríguez, de ADNCuba; Iliana Hernández, reportera de Cibercuba, y Jorge Enrique Rodríguez, de Diario de Cuba.

También los activistas Manuel de la Cruz, Adrián Rubio y Abu Duyanah Tamayo, la artista plástica Tania Bruguera, la actriz Iris Ruiz y su esposo, el poeta Amaury Pacheco, del MSI; el líder del Movimiento San Isidro, Luis Manuel Otero Alcántara; los artistas y miembros del 27N Julio Llópiz y Camila Ramírez Lobón, entre otros.

El régimen cubano dejó claro en su primera sesión del congreso comunista que libra “una guerra cultural e ideológica en las redes digitales, para lo cual alista las potencialidades de la creciente informatización».

Es “una batalla en tiempo real”, señaló el jefe del departamento Ideológico del PCC, Víctor Gaute, según Cubadebate.

Un arma poderosa que el gobierno alista para esa guerra es el recién estrenado Decreto Ley «De las Telecomunicaciones, las Tecnologías de la Información y la Comunicación, y el Uso del Espectro Radioeléctrico», que impone un marco legal para «contrarrestar las agresiones radioeléctricas y en el ciberespacio”.

Más en UniVista TV WEB

Florida mujer intentó asfixiar morder y arañar a conductor de Uber

Boat Zone: Conoce el Midnight Express 43 Edición de Carbono

Por esta razón Demi Lovato pidió disculpas públicas

(Visited 9 times, 1 visits today)

Tambien podría estar interesado en

DEJE SU COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *